lunes, 12 de diciembre de 2022

Las empresas utilizan dos prácticas legales para enmascarar la inflación: la "shrinkflation" y la "skimpflation"


Las empresas pueden aumentar los precios para seguir siendo rentables cuando aumentan los costes de producción. Pero saben que los consumidores son muy conscientes de los cambios de precios y pueden optar por comprar una marca más barata o dejar de comprar el artículo por completo.

Para contrarrestar estas dos reacciones de los consumidores las empresas utilizan dos prácticas "legales" para enmascarar la inflación: la shrinkflation y la skimpflation. Estas dos prácticas se han  visto impulsadas en mayor medida con el aumento reciente de las tasas de inflación en España, según denuncian las asociaciones de consumidores.

Por un lado, la práctica de la shrinkflation se podría traducir como "inflación encogida".  En este caso, la empresa reduce el tamaño o la cantidad del producto envasado sin rebajar el precio. En definitiva, se trata de pagar lo mismo por menos cantidad. 

Precisamente es en el sector de los productos envasados en el que más se nota este fenómeno. Por ejemplo:
  • Un bote de gel de cuerpo de un litro que antes costaba determinada cantidad ahora contiene 250 mililitros menos, pero mantiene su importe. 
  • Una caja de merluza congelada pasa de 500 gramos a 400 gramos, pero mantiene su precio.
  • Un paquete de papel higiénico reduce la longitud de cada uno de los rollos que solo se puede percibir si se pesa, pero mantiene su precio por unidad.
  • Los envases de determinados yogures han mantenido su tamaño pero han reducido la cantidad de producto en su interior, pero mantiene su importe por envase individual.
  • Una caja de pañuelos puede tener menos pañuelos que antes cuando se vende al mismo precio. 
  • En algunos casos, se cambia el tamaño y la forma de los envases, lo que camufla cualquier reducción en la cantidad de un producto. Por ejemplo, una empresa podría usar un recipiente más alto y delgado que se vea similar pero contenga menos producto.
La responsabilidad de encontrar el "engaño" recae en los consumidores ya que la ley de empaquetado de productos en EE.UU. y en España sólo obliga a las empresas a reflejar los cambios antes mencionados en los envases, pero exime de avisar a los consumidores de que se han producido cambios en el peso, volumen, cantidades unitarias, tamaño y forma de los envases, etc...

Por otro lado, la práctica de la skimpflation se podría traducir como "inflación reducida". En este caso, la empresa reduce sus costes sin rebajar los precios pero a costa de disminuir la calidad del producto o del servicio ofrecido. Por ejemplo:
  • La reducción en las conservas del porcentaje de aceite oliva o incluso el cambio por aceite vegetal sin reducir el precio.
  • La reducción de las cajas físicas de pago en los hipermercados o grandes almacenes y la sustitución por maquinas de autopago, lo que permite a las empresas el ahorro de los salarios de algunos trabajadores.
  • Los hoteles pueden realizar cambios en sus servicios de limpieza. En lugar de que los trabajadores limpien las habitaciones de los huéspedes todos los días, su servicio puede reducirse a días alternos. Otra práctica habitual es reducir la calidad de los ingredientes del desayuno.
  • La reducción de personal de atención presencial o telefónica o servicios de atención al cliente que desaparecen en su forma presencial obligando a complicados procesos de atención telemática.
  • Las aerolíneas reducen el número de tripulantes de cabina y, por lo tanto, ofrecen menos servicio a los viajeros durante un vuelo de larga distancia.
Los datos del IPC de los EE.UU. son recopilados por una agencia federal, la Oficina de Estadísticas Laborales (Bureau of Labor Statistics, BLS). La BLS trata la shrinkflation o "inflación encogida" como un aumento de precios al calcular la tasa de inflación de los EE.UU. En última instancia, efectúa ajustes por cambios en el tamaño o la cantidad de un artículo empaquetado para garantizar que los consumidores estadounidenses puedan comparar precios con precisión a pesar de los cambios en el tamaño o la cantidad. [1]

Desconocemos si el INE en España realiza esos ajustes.

--------------
[1] Véase al respecto, la cuestión número 11 que responde la BLS en: U.S. Bureau of Labor Statistics. "Consumer Price Index Frequently Asked Questions: How and When Are CPI Prices Collected and Reviewed?" March 23, 2022; https://www.bls.gov/cpi/questions-and-answers.htm#Question_11. 
[2] Véase ejemplos reales actuales de la práctica de shrinkflation en productos disponibles en los supermercados de EE.UU. en:

https://www.ingredientinspector.org/home/skimpflation-examples
_____________

Como citar esta entrada del Blog:

Vicente Esteve, "Las empresas utilizan dos prácticas legales para enmascarar la inflación: la "shrinkflation" y la "skimpflation", Universidad de Valencia", Blog Viaje al Fondo de las Finanzas Internacionales, 12/12/2022,

http://vicenteesteve.blogspot.com/2022/12/las-empresas-utilizan-dos-practicas.html

1 comentario:

Emma dijo...

Estoy buscando empezar a estudiar gestión de ventas este nuevo año y di con esta web https://fp2023.com/cu-pruebas-libres-gestion-de-ventas-y-espacios-comerciales-2023 quiero aprender todo lo referente a diseñar planes de investigación comercial.